Sin postre

Salut admite que hay 660 niños malnutridos en Catalunya por culpa de pobreza.

Suspiró profundamente y recogió dos cubiertos. Ella esperó cinco minutos y sin nada que cenar recogió el resto de la mesa y dejó las lágrimas en el desagüe de la cocina. Los niños se hacían mayores de forma irremediable, las preguntas empezaban a no tener respuestas y el mes no acababa de llegar al maldito final.

Se secó los ojos, preparó un vasos de leche con medias galletas y se dirigió a la habitación donde encontró a sus hijos abrazados y muertos de hambre.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s